MACHU PICCHU – CIVILIZACIÓN INCA

Inka Wiracocha y Inka PachacuteqLos Incas Incas tuvieron al menos cien años de gloria, y durante ese tiempo el pueblo del Cusco conquistó un gran número de estados en la región de Sudamérica. En el punto más alto de apogeo del Imperio Inca su límite al sur fue el río Maule en Chile, y al norte el río Ancasmayo en Colombia. El imperio o estado Inca tuvo por nombre Tahuantinsuyo.

Sabemos por los cronistas y por los restos arqueológicos que los Incas no nos dejaron un lenguaje escrito, aunque, ellos usaron algunos símbolos y quizás diagramas. El Quipu (una colección de cuerdas y nudos coloreados) fue muy usado para la contabilidad y para guardar registros. Pero los Quipus necesitaban de intérpretes muy especializados para que pudieran ser interpretados, y los españoles fueron incapaces de localizar o interrogar a cualquiera de estos especialistas.

Antes de los Incas, en el país que hoy conocemos como Perú, se desarrollaron una gran variedad de civilizaciones las cuales tuvieron un nivel alto de cultura, administración y desarrollo artístico (Chavin, Paracas, Nazca, Mochica, etc) incluyendo la cultura Wari la cual se extendió desde el siglo 7 al siglo 10 sobre el territorio peruano.

Existe un número interesante de “mitos de origen” acerca de donde provienen los Incas, pero muchos concuerdan en que ellos vinieron del Lago Titicaca. De un pueblo, cuyos habitantes eran llamados como los Quechuas (el cual también es el nombre que se usa para nombrar el idioma nativo) y el jefe del pueblo fue llamado el Inca. En esos días el nombre de Inca se refería a todas las sociedades pre Colombinas en el Perú, particularmente al victorioso pueblo Quechua. Después de algunos siglos, este pueblo consolidó su poder luego de someter a todos los pueblos vecinos, y en el año 1438 el pueblo Inca alcanzó realmente el poder bajo el mando del Inca Pachacútec.

El Inca Pachacútec comenzó la expansión de sus dominios por medio de estrategias militares y diplomáticas mediante acuerdos recíprocos con sus vecinos – o mediante la conquista. Todos los logros de los “Incas” son los que nos permiten ver y conocer en la actualidad como es que formaron el “Imperio Inca” las finas construcciones con roca, sistemas de cultivo e irrigación, pero lo que principalmente hizo que los Incas fueran un gran pueblo y reuniera a muchos otros pueblos guerreros fue su organización y administración. El éxito de los acuerdos recíprocos y la administración se basó en un sistema de economía común, un sistema de producción agrícola, de redistribución de las cosechas, y de la religión. Este fue un sistema de confianza en la jerarquización del soberano Inca y su elite en el Cusco, y eso incorporó la nobleza de los estados conquistados. En muchos casos, el Inca permitió a los nobles de los estados conquistados mantener la administración de sus pueblos.

Mapa del TahuantinsuyoLo vital para la expansión Inca como Tahuantinsuyo fue la construcción de miles de kilómetro de caminos que mantuvieron perfectamente la comunicación entre las diferentes regiones del estado. También fue importante la unificación en el aspecto del culto al sol, agua y tierra como temas centrales de la religión y la imposición del Quechua (o Runasimi) como idioma oficial.

Tahuantinsuyo estaba dividido en cuatro partes (o suyos), las cuales se comunicaban con el Cusco mediante una inmensa red de caminos Incas. Al noroeste del Cusco se localizaba el Chinchasuyo, al suroeste el Contisuyo, al noreste el Antisuyo, y al sureste el Collasuyo. Inevitablemente este vasto estado que se había extendido grandemente empezó su declive con una guerra por el trono entre los hermanos Huascar y Atahualpa entre los años 1524 y 1532. Ambos fueron hijos del Inca Huayna Cápac, quien murió repentinamente debido a un resfrío, y a un virus que llegó a Sudamérica desde Europa con los primeros conquistadores.

El fin del Imperio Inca estuvo a manos de un pequeño grupo de conquistadores españoles liderados por Francisco Pizarro quien capturó al Inca Atahualpa (el ganador de la guerra entre los dos incas hermanos) y luego lo ejecutó. Con la ejecución del Inca en el año 1533, el imperio indefectiblemente colapsó.

Pizarro y los conquistadores tomaron el Cusco en noviembre de 1533, y la ciudad permaneció intacta durante los siguientes tres años hasta que el dominado Inca, Manco Inca II armó un ejército grande de indios entre 100,000 y 200,000 e invadieron Cusco por casi seis meses y en esta invasión se destruyó la capital Inca.

Francisco PizarroManco Inca se escapó hacia la selva del Vilcabamba en donde continúo luchando contra los españoles, siendo asesinado en 1545 por miembros del grupo de Diego de Almagro, a quienes él dio refugio en Vitcos. Manco Inca no fue capaz de heredarle su espíritu guerrero a su hijo Sayri Tupac, porque este fue aparentemente persuadido por los miembros de su familia en Cusco para apegarse a la corona española.

Luego de la muerte de Sayri Tupac, su hermano Titu Kusi Yupanqui asumió el poder del imperio – el fue bautizado como cristiano y por esta razón colaboró con lo españoles – muriendo de una extraña enfermedad.

Luego estaba Tupac Amaru, el hermano menor, joven y sin experiencia, pero implacable enemigo de los conquistadores sedientos de poder. Los españoles, reconocieron su carácter rebelde en contraste con la debilidad de su hermano, ordenaron su captura y lo siguieron hasta la última capital de los incas en Espíritu Pampa.

Tupac Amaru fue descuartizado en la Plaza de Armas del Cusco, en presencia del Virrey Toledo el 24 setiembre de 1572, acabando definitivamente con la dinastía de los Incas.


Share This
Facebook
Twitter
Google+
LinkedIn
Share:
0
0
0